11 de abril de 2022

¿Qué es la traviesa o la cosecha secundaria?

Compartir:

La traviesa es la forma más común de llamar a la cosecha secundaria pero también se le conoce como mitaca y, en menor medida, pepiteo. Esta cosecha menor, subsidiaria, en inglés se le llama fly crop

La idea de que los cafetos cosechan una vez al año no es exacta. Existen numerosos países que cuentan con otra o más cosechas pequeñas si se las compara con la principal. El caso más conocido es el de Colombia. 

En publicaciones del Centro Nacional de Investigaciones de Café (CENICAFÉ) o del Servicio Nacional de Aprendizaje (SENA) establecen que “en la región central de Colombia ocurren dos épocas de mayor cosecha, entre abril y junio y entre septiembre y diciembre. El período de mayor cosecha se identifica como cosecha principal, y el de menor volumen, como cosecha de mitaca o traviesa”.

Para profundizar en este tema y conocer cuáles son las características de la cosecha secundaria hablé con tres expertos de la región. Continúa leyendo para descubrir lo que me dijeron. 

Lee también: Congelamiento del café: ¿un nuevo modelo de fermentación?

Árbol de café

¿Dónde se produce la cosecha secundaria?

Camilo Merizalde, director general de Santuario Project y especialista en cafés de especialidad, cuenta cómo cambió, por ejemplo, la distribución de las cosechas en el Cauca, Colombia. “Históricamente teníamos un 70 % en la cosecha principal y un 30 % en la traviesa pero, por temas climáticos, hoy en día, yo tengo casi 40 % en la traviesa y 60 % en la principal”. 

Además, explica que hay lugares en los que se produce más de una traviesa. “Nariño que es el sur, es muy parecido al Cauca pero hay microclimas, hay sitios donde uno consigue café prácticamente a toda hora”.

La traviesa no es exclusiva de Colombia, en otros países de América Latina también sucede, por ejemplo, en Costa Rica, Ecuador y Perú; en África existe el fly crop en Kenia, Uganda y en el Congo; también, en el sudeste asiático, ocurre en la isla de Sumatra, Indonesia. 

Todos los países del Cinturón del Café cuyo territorio se encuentra en la línea ecuatorial o muy cerca pueden presentar microclimas que favorezcan este fenómeno. 

Tomás Bodnizá, técnico y amante del café, habla sobre la existencia de la traviesa en su país: “Te puedo reconfirmar que aquí en Ecuador se da y lo hemos visto en Loja, que es al sur, en la frontera con Perú, y lo he visto en Imbabura y Carchi, siendo Carchi la frontera con Colombia. En Pichincha lo he visto, me lo confirmaron; en Morona-Santiago, en la Amazonía, también”.

Cerezas de café recién recolectadas

La relación entre la floración y la traviesa

La cantidad de los frutos cosechados en cualquier finca depende de la floración que sucede entre seis y ocho meses antes. Qué tan abundante y saludable sea determinará la cosecha, no solo en términos de abundancia sino frente a la calidad del fruto y la correspondencia de que cada flor tenga un fruto. 

La floración depende principalmente del clima: ocurre después de períodos secos, de alrededor de diez días, seguidos por períodos lluviosos. Enrique Ortega, ingeniero agrónomo y master en agronegocios, explica que “la floración es estimulada por la lluvia, es su principal estimulante. Aquí en Ecuador no vemos tan evidentes las cuatro estaciones (…), aquí tenemos dos etapas en el año: una época de diciembre hasta mayo-junio donde tenemos lluvias y después una en la cual no llueve pero, aun así, en ciertas zonas alrededor del mes de octubre, tienes una lluvia durante la etapa seca”.

Tan relevante es esta relación lluvias-floración-producción que puede presentar panoramas de cosechas completamente distintos en el mismo país. Como ejemplo, Enrique habla de las diferencias entre la traviesa de la costa y de la sierra. 

“En Manabí tienes una traviesa bien definida porque tienes estas lluvias que estimulan, más o menos, de septiembre-octubre, el café y tienes como seis meses después de la cosecha principal, otra cosechita por ahí. En la Sierra, la cuestión de precipitación cambia y hay fincas en que todos los meses se cosecha”.

Cerezas de café en maduración

¿La cosecha secundaria es de menor calidad?

Es común encontrar literatura que apoye la idea de que el grano producido durante la mitaca es de menor calidad comparado con el de la cosecha principal. Por ejemplo, el análisis comparativo que realizaron en 2017 Sergio García y Víctor Morales, bajo la tutela de Diego Hernández, en la Universidad Nacional de Medellín, parece apoyar esta creencia en sus conclusiones. 

En realidad, esa baja calidad no se da por la traviesa en sí misma sino debido a factores climáticos adversos, malas prácticas de recolección o beneficio y problemas de fertilización. En conclusión, por falta de  atención durante las distintas fases de la producción

¿Podría, entonces, esta creencia significar una penalización en el pago de la traviesa?  Tomás dice que en “Ecuador nunca, nunca, en mi experiencia escuché a alguien que castigue o quiera castigar por este motivo”.

¿Existen riesgos durante la traviesa?

La traviesa en sí misma no tiene ningún riesgo pero, como sucede con la cosecha principal, presenta una serie de necesidades que requieren prácticas específicas para cada finca en particular. 

Uno de los factores que varían de plantación en plantación es la necesidad de hidratación, si baja puede producir una disminución en la densidad del grano producto de la traviesa. 

Tomás me cuenta sobre una muestra de traviesa que envió a analizar a Honduras en el 2017: “la probamos allá y arrojó un resultado, me acuerdo, una muestra que fue de 88-89 puntos [de cata] pero, me explicaron los técnicos, la densidad era un poquito más baja y por eso la conversión de cereza a oro más baja. En la calidad física, si nos basamos en la normativa SCA, tal vez por la densidad teníamos una afectación pero en cuanto a la [calidad] organoléptica no”.

Otra situación de riesgo que puede darse en lugares donde se presenta una o más traviesas al año es el exceso de humedad que puede propiciar al crecimiento de hongos. Enrique coincide con esto y afirma: “si tú no tienes un manejo de plagas adecuado, me refiero sobre todo al manejo de roya y antracnosis, la cuestión micótica, la cuestión de hongos, si no tienes un manejo adecuado vas a perder flor a millares”.

Floración en árbol de café

Diferencias dependiendo de las variedades plantadas

Aunque las variedades no tienen una incidencia directa en la traviesa, sí tienen un comportamiento distinto durante el ciclo de producción. Enrique hace énfasis en el agua: “diferentes variedades tienen diferentes necesidades, por ejemplo, con el typica, tienes una alta producción o floración, y si te viene un aguacero, vas a tener caída de flores y de frutos, pierdes mucha calidad de cosecha”.

Camilo cuenta que, en su experiencia, “las variedades nuevas que se dan en Colombia, después de la cosecha principal, el árbol se palotea, pierde mucha hoja, entonces la recuperación para la traviesa es menor y hay zonas donde tal vez ni se vean traviesas por eso”.

Buenas prácticas durante la traviesa

Poner atención en las singularidades micro climáticas de la finca siempre es una cuestión fundamental para obtener el mejor café posible del terroir. Más allá de eso, para maximizar la calidad de la traviesa, existen algunas prácticas fundamentales como una recolección selectiva de granos maduros, el repase. Además, la poda y el zoqueo deben hacerse con el cuidado propio de una planta que tiene flor.

La fertilización es otra práctica crucial. Enrique resalta que lo “primero es manejar una fertilización adecuada y en el tiempo correcto. El boro antes de floración es el necesario para que cuaje, sea fuerte y genere más producción. El zinc es más necesario después de la floración. La cuestión de los fertilizantes adecuados para la floración en el momento adecuado es el éxito de que por cada flor tengas los frutos que necesites”.

El manejo integrado de plagas es otro punto delicado, en especial los hongos y su manejo presentan complicaciones. “La mayoría de productos para el control de hongos no es bienvenida en una floración. ¿A qué me refiero? Uno de los elementos mayormente usados para el control preventivo de hongos es el cobre pero si le pones cobre cuando la flor abre, todo se va abajo”, señala Enrique.

Paisaje de cultivos de café

Para aprovechar estas cosechas de menor volumen es necesario poner en práctica el mismo cuidado y dedicación que se invierte en la cosecha principal. Especialmente, en el manejo integrado de plagas, en la fertilización y en la humedad con los varietales específicos de la finca. 

Según los recursos disponibles y los conocimientos del terroir, de las variedades plantadas, del microclima, del beneficio y de las relaciones entre estos factores, la traviesa puede ser de alta calidad y convertirse en una edición limitada o ser una fuente de semillas para la finca.

¿Disfrutaste este artículo? Entonces lee sobre ¿por qué Ecuador importa tanto café?

Créditos de las fotos: Camilo Merizalde. 

PDG Español

¿Quieres leer más artículos como este? ¡Suscríbete a nuestro boletín semanal aquí!

Compartir: