septiembre 22, 2020

Cómo Superar Los Desafíos de Adquirir Café de la RDC

En 2018, la República Democrática del Congo produjo casi 24 millones de kilos de café. Aunque esto supuso un aumento del 4% con respecto a la cifra de 2017 (22,9 millones de kilos) y un asombroso incremento con respecto a la cifra de 2016 (16,7 millones de kilos), en 1989 se cultivaron en el país más de 100 millones de kilos de café.

Décadas de inestabilidad política y guerras civiles han tenido un impacto significativo en la prosperidad económica de la RDC. Actualmente, el conflicto armado continúa en la región que rodea el Lago Kivu, situado en la frontera entre la RDC y Ruanda. También es una de las regiones más importantes del país para la agricultura, incluyendo la producción de café. 

Sin embargo, a pesar de estos obstáculos y gracias a una serie de iniciativas tanto dentro como fuera de la RDC, su reputación como origen está creciendo. Las regiones de Kivu e Ituri, en particular, tienen un suelo volcánico sano y una elevación adecuada para el cultivo de plantas de Arábica.

Para mejorar el conocimiento y la conciencia sobre la RDC como origen, Atlas Coffee Importers, ÉLAN RDC, Cooperative Coffees y Higher Grounds Trading están organizando un seminario en línea gratuito de tres sesiones para los tostadores de café, que se titula “Exploring Congolese Coffee (Explorando el Café Congoleño)” La primera sesión tendrá lugar el 30 de septiembre.

También te puede interesar La Industria Cafetera de la República Democrática Del Congo

Vista de Numbi, un pueblo en Kivu del Sur, República Democrática del Congo, camino a Nyabirehe

CAFÉ DE LA RDC: ¿CÓMO ES?

Antes de analizar por qué el café congoleño puede ser difícil de adquirir, examinemos algunas opiniones al respecto. Susan Heller Evenson es comerciante en Atlas Coffee Importers. Ella dice que “para aquellos que se abastecen [de café congoleño, este café] es profundamente estimado y apreciado”.

“El perfil de cata es único, y la mayoría de las cooperativas cafetaleras de la RDC están teniendo un impacto significativo en sus comunidades”, me dice Susan. “El café en la RDC funciona como una fuerza económica estabilizadora”.

Kyle Tush es un comprador y analista de calidad en Counter Culture Coffee. Él dice: “Ha habido una enorme cantidad de trabajo en términos de desarrollo en el sector del café en la RDC en los últimos cinco años. Es realmente una de las últimas regiones sin explotar en el mundo para un Arábica impresionante”.

“Es un [origen] único, muy especial por las variedades que se pueden encontrar allí y por su historia”. 

Susan dice que el perfil de sabor del café congoleño es “diferente a cualquier otro café que haya probado” y que a menudo tiene notas a “ciruela, especias, chocolate, té negro y moras”.

Estación de Lavado Boza, de la organización Rebuild Women’s Hope, Isla Idjwi, RDC

¿POR QUÉ PUEDE SER DIFÍCIL COMPRAR CAFÉ DE LA RDC?

A pesar de que el café congoleño ofrece un perfil de taza descrito como “diverso y único”, su industria sigue enfrentando algunos problemas, al igual que a una mala reputación entre algunos compradores. Hablé con Susan y Kyle para entender más sobre estas preocupaciones, y para conocer lo que la industria en general está haciendo para abordarlas.

Precios y Financiamiento

Kyle y Susan están de acuerdo en que, cuando se trata de café congoleño, el precio es un problema. Los productores de la RDC a menudo enfrentan incertidumbres con respecto a los costos operativos. Esto, además de las fluctuaciones cambiarias puede hacer que el precio sea impredecible y generalmente alto.

“El precio es alto, por lo tanto, el café tiene que tener una puntuación muy alta para poder venderse como origen único”, dice Susan. “Si tiene menos de 86, por ejemplo, los tostadores podrían utilizarlo en una mezcla, pero es muy costoso para eso”.

Como resultado, Susan dice que “los tostadores sensibles al precio [a menudo] elegirán un origen que ofrezca cafés a precios más económicos de manera consistente, a menos que tengan un compromiso personal o interés en la región”.

También, añade que el financiamiento también es un problema del lado del caficultor. En la República Democrática del Congo, así como en otros países productores, las cooperativas y los grupos suelen necesitar contratos en mano para asegurar la financiación previa a la cosecha. “[Antes] solía ser suficiente una ‘carta de intención’ más casual”, dice. 

“Sin embargo, si compramos en nombre de un tostador, esto significa que a menudo pedimos concretar la compra no mucho después de haber recibido la cosecha del año anterior”, explica. “A veces no pueden comprometerse con los volúmenes del año siguiente tan pronto como los vendedores necesitan”.

Estación de Lavado Boza, de la organización Rebuild Women’s Hope, Isla Idjwi, RDC

Renombre, Reconocimiento y Consistencia

Kevin Wilkins es el asesor técnico principal de cultivos de especialidad en ÉLAN RDC, un programa de desarrollo del sector privado que tiene como objetivo mejorar los resultados del mercado en la República Democrática del Congo. Él me dice que la consistencia es uno de los mayores problemas a los cuales se enfrenta la industria, y que ha afectado la reputación del café congoleño. 

Además, añade que hay mucha incertidumbre en todo, desde “los costos operacionales y los plazos de envío hasta asuntos relacionados con la producción, el tratamiento y el almacenamiento”. Si bien esto tiene un impacto en la forma en que se percibe la industria cafetera del país, Kevin dice que está mejorando rápidamente. “En muchos casos, los compradores son capaces de limitar la cantidad o la gravedad de estos problemas”. 

Para Susan, la cuestión no suele ser la mala reputación, sino simplemente la falta de conocimiento del origen entre la comunidad cafetalera en general. “La RDC produce algunos de los cafés especiales de mayor calidad del mundo, y sin embargo muchos tostadores y consumidores no son conscientes de ello”, dice. “El café está ahí, y es de muy alta calidad”.

Kyle añade que “los productores [de la RDC] carecen de acceso al mercado” y que espera ver “una mayor demanda por parte de los importadores y compradores” en el futuro.

Riziki Kacheranga, 32, se ocupa de sus cafetos. Es madre soltera de tres hijos. También es la cuidadora de su madre anciana, y un cuarto hijo que pertenece a un pariente. Es parte del programa GALS en el pueblo de Nyabirehe.

Infraestructura, Logística y Acceso

La baja estabilidad económica desde que la RDC declaró su independencia en 1960 ha hecho que la infraestructura y la logística del país aún necesiten un cierto nivel de desarrollo.

“La logística para llevar el café [congoleño] al mercado es difícil, por decir lo menos”, dice Kyle, señalando que ha visto problemas con la logística y la lentitud de los envíos al abastecerse de café de la RDC. “El café necesita ser transportado rápidamente”.

Susan está de acuerdo: “Los retrasos logísticos pueden afectar enormemente al café”. Ella explica que en la RDC, “el transporte por tierra [toma] mucho más tiempo”, y el café puede “a menudo retrasarse debido al clima, el papeleo o la inestabilidad”. Si el café se retrasa demasiado tiempo en un puerto o en una frontera, sus niveles de humedad pueden aumentar y hacer que la calidad de la taza se vea afectada.

Sin embargo, dice que la infraestructura y la logística congoleña están mejorando. “Hemos visto tiempos de envío récord en los últimos años, garantizando [fechas de llegada confiables] para los clientes”.

Por último, Kevin dice que el acceso al origen puede ser difícil para los posibles compradores. “Es imperativo que…puedan viajar hacia o desde y entrar o salir de un origen sin demasiados obstáculos logísticos o regulatorios”. Él dice que, aunque algunos están dispuestos enfrentar algunos problemas relacionados con los visados y los viajes, todavía no hay una solución permanente.

Fikiri cosecha cerezas de café en su terreno en el pueblo de Nyakalende en Kivu del Sur.

¿CÓMO SE PUEDEN MEJORAR LAS DIFICULTADES?

Kyle, Kevin y Susan están de acuerdo en que es fundamental concientizar a la cadena de suministro completa, incluidos los tostadores y los consumidores. “El mayor desafío es la falta de conocimiento de la RDC como origen y como productor de un excelente café especial”, dice Susan.

“Cuando la RDC está en las noticias, generalmente no es [por algo] positivo”, me dice Susan. “Tenemos que ampliar el concepto de lo que las personas imaginan cuando piensan tanto en la RDC como en el café especial congoleño”.

Mejorar el reconocimiento del origen es uno de los objetivos clave de la serie de seminarios web Exploring Congolese Coffee. Esta serie, que consta de tres partes (en inglés), incluirá a representantes de asociaciones de la industria, productores de café congoleño y compradores e importadores de mercados de todo el mundo.

Además de los productores y cooperativas de café congoleños, el panel incluirá representantes de algunos de los organizadores (Higher Grounds, Atlas Coffee Importers). También, contará con oradores de otras organizaciones, incluyendo la African Fine Coffees Association, Counter Culture Coffee y Volcafe Select.

Kyle también señala que le gustaría ver “más relaciones directas con cooperativas congoleñas que faciliten una buena comunicación” y añade que, idealmente debería haber un enfoque particular en la formación de relaciones: “Las cooperativas necesitan saber qué ocurre con el café cuando sale del país. Necesitamos un compromiso directo entre las cooperativas y los compradores”.

Susan está de acuerdo en que la buena comunicación es la clave. “Casi todos los grupos con los cuales trabajo son buenos comunicadores”, dice. “Saben que pueden esperar de mí una respuesta en alrededor de un día, y que yo puedo esperar lo mismo. Los grandes retrasos pueden llevar a menos ventas”.

Estación de Lavado Hala, de la organización Rebuild Women’s Hope, Isla Idjwi, RDC

Aunque el abastecimiento de café congoleño puede ser difícil, la situación está mejorando para los caficultores de la RDC. La infraestructura y la logística están mejorando, y los tiempos de envío son más fiables y consistentes que nunca.

Según estos entrevistados, un mejor reconocimiento como origen, más desarrollo en infraestructura y logística, y un mayor enfoque en una comunicación clara, ayudarán y mejorarán el proceso de compra. 

Con un desarrollo en estas áreas, más compradores podrán construir relaciones más fuertes con los productores y las cooperativas para llevar el café congoleño a un público más amplio.

¿Disfrutaste este artículo? Entonces lee De Etiopía al Mundo: Los Orígenes Del Café en África

Crédito de las fotos: Diana Zeyneb Alhindawi, Susan Heller Evenson

Ten en cuenta: ÉLAN RDC es un patrocinador de Perfect Daily Grind.

Traducido por Tati Calderón. Traducción editada por María José Parra.

PDG Español

¿Quieres leer más artículos como este? ¡Suscríbete Aquí!