febrero 21, 2020

Blockchain y Café: Separando el Mercadeo de la Realidad

Blockchain. Bitcoin. Cadenas de suministro. Estas son algunas de las muchas palabras que están de moda y que dicen todos, muchas veces intercalándolas entre los adjetivos “revolucionario” e “innovador”. 

Sinceramente, se puede volver todo muy confuso. ¿Los comerciantes empezarán a pagar a los caficultores por medio de blockchain? ¿Todos sabremos cuánto pagan las grandes empresas a sus productores?

No y no. Pero es comprensible que empiecen a surgir este tipo de mitos, porque blockchain (o cadena de bloques) se puede utilizar para arrojar luz sobre información que de otra manera estaría oculta.

Para entender mejor qué es blockchain y cómo impactará en la cadena de suministro, hablé con Alexander Barrett, primer ejecutivo y fundador de iFinca, una empresa de verificación de datos para la cadena de suministro del café, y con Alec Shaw, cofundador de la consultoría sobre blockchain Euphrates Group. Veamos qué puede (y no puede) hacer blockchain.

Read this in English Blockchain & Coffee: Separating The Marketing From The Reality

José Posada de Capilla del Rosario en Antioquia, Colombia, carga la aplicación de verificación de iFinca. Crédito: Henry Gómez

¿Cómo Funciona Blockchain en la Cadena de Suministro Del Café?

Una vez que el caficultor ha cosechado el café, se suele vender a cooperativas y plantas de compra y emprende un viaje en el que pasará de mano en mano muchas veces, antes de llegar al consumidor. Entonces, ¿cómo encaja en esto blockchain?

“Las soluciones blockchain eliminarán el engorroso proceso de seguir el rastro del papeleo complicado, que requiere que muchas partes para facilitar los productos a medida que pasan de la finca hasta el consumidor”, dice Alec. 

La clave para esto es crear un único libro mayor que registra la información de cada transacción. En lugar de cinco empresas con registros individuales de un café en particular cuando pasa por sus manos, aportan toda esta información a un mismo registro. Podrían registrar los precios, las notas de cata, el peso, el contenido de humedad, entre otros.

Pero el verdadero poder de blockchain es que garantiza que estos datos no se puedan modificar más adelante. “Imagínate que tenga un trozo de papel y escribo algo en él, y luego te lo paso a ti y tu escribes algo y luego 10, 12 personas más escriben algo”, dice Alexander.

“La decimotercera persona que recibe el trozo de papel puede confiar en que todo lo que se escribió antes no fue alterado por ninguna de las personas que escribieron, porque eso es lo que hace blockchain. Es un libro mayor protegido”. 

Él lo describe como “un software que protege los datos”. Es prácticamente imposible para alguien cambiar los datos, incluso para el desarrollador del software.

Otra característica poderosa de blockchain es que la información almacenada es transparente, dependiendo de cómo se maneja la blockchain. En teoría, tanto el caficultor como el consumidor de café pueden saber cuánto se pagó en cada etapa del viaje de su café.

Pero esto es lo que es la blockchain. Ahora veamos lo que no es.

También te puede gustar La Importancia en la Transparencia del Precio del Café Verde

Un saco de café verificado por iFinca, almacenado en Medellín Mill, Colombia. Crédito: Felipe Benjumea

Blockchain No es Una Criptomoneda

Un error común es que blockchain es lo mismo que la criptomoneda. Para entender las diferencias, sirve comprender el papel que desempeña blockchain en las criptomonedas.

Las criptomonedas son monedas digitales que se compran y venden en intercambios digitales. Para documentar quién tiene qué cantidad de una moneda digital en cualquier momento, cada vez que una persona compra criptomoneda de otra persona, la transacción se registra automáticamente en un libro mayor.

Pero hay un grave problema de confianza. ¿Qué le impide a alguien hackear este registro y modificarlo para que diga que posee más de una cierta criptomoneda de lo que realmente tiene? Las criptomonedas usan la tecnología blockchain para rastrear cada vez que una criptomoneda cambia de propietario y es prácticamente imposible alterar la cadena de bloques una vez que se ingresa la información.

Lo que tienen en común las cadenas de suministro de café y las criptomonedas es que necesitan registrar información que nunca se podrá manipular. Una solución que ambas pueden usar es blockchain. Sin embargo, la cadena de suministro del café no necesita usar criptomonedas.

“La criptomoneda necesita blockchain, pero la blockchain no necesita las criptomonedas”, explica Alexander. 

Una empleada encargada de los pagos en la Cooperativa de Caficultores de Anserma entrega un pago a un productor de café en Colombia. Crédito: Juan Muñoz

Blockchain No Procesa Los Pagos

“‘¿Cómo se puede pagar a los productores con una plataforma blockchain?’ Esta es una pregunta que me hacen a menudo”, dice Alexander. 

Pero blockchain es solo un registro de los pagos realizados, no un sistema de procesamiento de pagos. Aunque puede verificar y registrar el precio que se paga por un café, el intercambio real del dinero se realiza de la misma manera que siempre.

“No nos importa cómo se realizó el pago, siempre y cuando el pago sea del monto correcto”, me dice Alexander. 

Siete sacos de café de siete fincas de café de origen único de Colombia que utilizan la tecnología de verificación blockchain de iFinca. Crédito: Vicente Mejía

Blockchain No Visibiliza Todo Para Todos

En la blockchain, es todo cuestión de datos; y hay muchos. Por ejemplo, el registro blockchain de Bitcoin está ahora cerca de 250 GB y crece cada mes. Lleva horas descargarlo (y requiere una cantidad de espacio libre importante en tu computadora), pero es necesario si quieres negociar en Bitcoin. 

Afortunadamente, si quieres acceder a la información sobre una compra de café en específico, no necesitas descargar los datos sobre cada compra de café que se ha realizado a través de blockchain

En la industria del café, los registros blockchain generalmente se configuran para que todos los gigabytes de datos estén en las manos de una empresa, que luego te da el acceso a ellos. Con frecuencia, esto se puede hacer mediante una aplicación que está disponible para los usuarios en toda la cadena de suministro, desde la finca hasta la tienda de café.

Sin embargo, esto significa también que, a diferencia de Bitcoin, los datos no son necesariamente públicos para todos. Solamente puedes ver la información a la que tienes acceso. 

Rodrigo Sánchez, caficultor de Finca Monteblanco en Huila, Colombia, carga la aplicación de verificación de iFinca. Crédito: Henry Gómez

Blockchain No Garantiza la Transparencia y la Trazabilidad 

La idea de que la tecnología blockchain se traduce automáticamente en una cadena de suministro transparente y rastreable es una simplificación exagerada. Lo puede crear, pero solamente si todos los que están involucrados quieren hacerlo y tienen acceso a la tecnología.

Imagínate que una empresa que opera con blockchain no registra el pago que un productor recibió en la finca. Esta información nunca formaría parte del registro. Pero, en cambio, ese registro blockchain tal vez empiece a registrar cada transacción y precio entre los intermediarios a lo largo de todo el trayecto hasta el consumidor.

Si un consumidor decide que quiere saber cuánto recibió el caficultor (y puede acceder al registro blockchain), se le presentaría mucha información acerca de todo, excepto el precio que recibió el caficultor. 

Alexander me cuenta que “blockchain no brinda transparencia; protege la transparencia. No brinda trazabilidad; protege la trazabilidad”.

Un caficultor colombiano entrega café pergamino para venderlo a la Cooperativa de Caficultores de Anserma. Crédito: Juan Muñoz

Blockchain No Implica Automáticamente Mejores Precios 

Estamos en una época de precios que son tan bajos, hasta ser insostenibles. Cada vez más personas están preguntando cuánto se paga a los productores de café, pero es notoriamente difícil para los consumidores, los propietarios de tiendas de café y los tostadores obtener esa información. 

El camino de la información acerca de los precios se detiene muchas veces en el precio de Franco a Bordo (FOB), es decir, el que paga el exportador en el país donde se cultivó el café. “A todas las transacciones antes del FOB, yo las llamo el agujero negro pre-FOB”, dice Alexander.  “Antes de la introducción de nuestra nueva tecnología, simplemente no era posible recolectar y verificar el precio en la finca a gran escala”.

La tecnología blockchain puede ayudar al caficultor al ofrecer a los actores de la cadena de suministro una ventana transparente al precio en la finca, siempre y cuando esté registrado. Una vez que se ha registrado, nadie en la cadena de suministro puede cambiarlo. “Entonces, ahora tienes esta hermosa información que ofrece una transparencia total en lo que sucede en el primer tramo. Y nadie la puede cambiar después, el exportador, el importador ni otros, porque está en la blockchain. Está protegida”, dice Alexander. 

Alec señala que blockchain también puede reducir los costos. La unificación del costoso proceso de crear registros de información en toda la cadena de suministro significa que se ahorra dinero. Él argumenta que se podría usar entonces para pagar un precio más sostenible al productor. 

“Lo que harán las blockchains es posibilitar una forma de digitalizar el proceso muy caro y largo de registro. En lugar de estos intermediarios que toman un honorario por procesar el papel (que incluye abogados, contadores y otros profesionales), se pueden devolver estos ahorros al consumidor final y al caficultor”, me cuenta.

Pero solamente porque se ahorra dinero, no se garantiza que el mismo se devolverá al productor. En cambio, cada intermediario podría guardar lo que ahorra, aumentando sus márgenes.

“Otros en la industria del café dicen que están usando la tecnología blockchain como si fuera algo que los hace completamente transparentes”, dice Alexander. “No, blockchain no equivale a transparencia o sostenibilidad. Blockchain es…solo un software que protege los datos recolectados y los hace confiables”.

Una taza de café de Crazy Mocha coffee con un código QR que permite a los consumidores de café acceder a la información sobre el caficultor y los precios. Crédito: Alexander Barrett

Blockchain: ¿La Revolución?

Entonces, ¿la blockchain es la solución revolucionaria a la transparencia y la sostenibilidad, como afirman algunos?

La verdad es que blockchain puede ser una bala de plata, pero es importante el tipo de arma del cual sale el disparo. Como me seguía diciendo Alexander, la tecnología blockchain solo protege los datos. Si la quienes la utilizan no tienen ninguna intención de mejorar la sostenibilidad, entonces se convierte en nada más que una palabra que está de moda.

Sin embargo, la blockchain sí tiene el potencial de aumentar los ingresos de los productores si se utiliza en un sistema que prioriza precios más altos en la finca y la transparencia accesible para todos los actores de la cadena de suministro. 

Si los tostadores y los consumidores saben qué precio recibe un productor y confían en la información que reciben, pueden poner en práctica su ética y asegurarse de comprar café solamente si el caficultor obtuvo precios sostenibles a nivel económico. Esto podría presionar a cada actor a lo largo de la cadena a pagar precios más altos a los caficultores.

¿Disfrutaste este artículo? Lee ¿Precios Justos? Entendiendo Los Datos de Transparencia Del Café 

Escrito por James Harper. 

Traducido por Laura Fornero. Traducción editada por María José Parra.

Ten en cuenta: este artículo ha sido patrocinado por iFinca.  

PDG Español

¿Quieres leer más artículos como este? ¡Suscríbete Aquí!